28 jun. 2009

PARLEN DOS SANITARIS

Desde que salí del Hospital Infantil La Fe hace ya 9 años, donde trabajé como pediatra durante 4, casi todos los días de mi quehacer laboral cotidiano actual, ahora en un hospital donde la Pediatría está integrada con el resto de Especialidades de adultos, echo de menos las ventajas asistenciales del Infantil La Fe, incluyendo en el área de la formación de los residentes a nuestro cargo. Cada vez que hablo con un radiólogo de adultos, con un cirujano de adultos, con un traumatólogo de adultos, con un otorrino de adultos,... todas y cada una de esas veces echo de menos para mi paciente la experiencia en manejo de niños que dichas especialidades tenían en dicho Hospital Infantil La Fe. Podría llenar varios folios con errores médicos (algunos muy serios) derivados del vano intento de enfocar bien un caso pediátrico, por parte de esos especialistas, con la mejor intención pero sin la experiencia ni la formación especilizada necesarias para ello; siempre eché de menos a sus homólogos pediátricos del Infantil La Fé... por el bien de aquellos niños. Es triste que, al parecer, sólo nos demos cuenta los que estamos dentro del sistema y los que hemos probado los dos tipos de hospitales. En mi modesta pero informada opinión, abandonar el concepto del Hospital Infantil La Fe como ahora lo conocemos sería un grave error, aunque a corto plazo a alguien le pueda parecer que con ello mejoraría la eficiencia del sistema desde el punto de vista coste-beneficio.

Firmante 3420
___________

Es absolutamente necesario que, para su bien, los niños sean tratados únicamente por pediátras y por cirujanos pediátricos y en áreas completamente diferenciadas de las de los adultos. Hablo por mi experiencia de mi trabajo de 34 años como cirujano infantil en 3 Hospitales diferentes, 1 en Alemania y 2 en España, Hospitales construídos exclusivamente para el tratamiento de niños. Confío en el sentido de la responsabilidad y el buenhacer de los responsables del Nuevo Hospital de La Fé de Valencia para que los niños de la Comunidad de Valencia puedan contar en él con un entorno adequadamente distribuído y equipado, y por ello indispensable, para que sean tratados correctamente por especialistas únicamente formados para el tratamiento de niños.

Firmante 3447